La inseguridad tiene azotado al sector donde vive el presidente Iván Duque

Última actualización 2 de diciembre de 2020 por Humana Noticias

El sector donde se ubica el apartamento del presidente Duque, se ha vuelto blanco de los delincuentes quienes  hurtan a las personas en diferentes modalidades, donde el homicidio también ha presentado un alza preocupante.

Luego de 2 meses de ser elegido como senador, el presidente de la República Iván Duque, compró un apartamento que se ubica en la Calle 146 con carrera sexta, donde desde el 2014 reside con su esposa María Juliana Ruiz y sus hijos.

Aunque el presidente afirmó que en su cargo seguiría viviendo en dicho apartamento sus labores como presidente y el marco de la pandemia por el Covid-19 han llevado a que la Casa de Nariño se convierta en su lugar de habitación hace unos meses, sin embargo el resto de su familia si habita el sitio en constantes ocasiones.

El sitio se encuentra custodiado de norte a sur por agentes de la Policía Nacional y el Ejército Nacional, así como también dispone de un amplio cuerpo de seguridad e inteligencia que ronda el sitio y hasta un helicóptero ronda la residencia ocasionalmente. No se permite tampoco que personas sospechosas ronden por estos lados, ni que carros se estacionen en dicho sitio.

Pero aunque este gran equipo de vigilancia presidencial se encuentra rondando y vigilando el sector y los ciudadanos que residen en casa aledañas se sienten protegidos por los mismos, en las últimas semanas se ha presentado y evidenciado una gran ola de inseguridad por este sector que tiene altamente preocupados a los residentes de dicho sitio.

Los delincuentes, en vista de la acomodada situación de varios de los residentes de este concurrido sector de Usaquén, y la reactivación que se viene presentando, usan varios modus operandi para hacer de las suyas, situación que ya ha registrado a varias personas heridas, golpeadas fuertemente y en peores casos homicidios.

Solamente en la última semana se han registrado más de cinco graves casos de hurtos en el sector, sin mencionar que hay una gran cifra de casos que no se atreven a denunciar por amenazas e intimidación de los mismo delincuentes. Uno de los modus operandi más comunes por esta zona son los retenes que se llevan a cabo por parte de los mismos ladrones, en motocicletas, se parquean y llaman a las personas y las golpean, hurtan sus pertenencias y las intimidan para que no se atrevan a denunciar.

Uno de los más recientes se registró el pasado viernes donde se registró un atraco masivo a los ciudadanos de este lugar, donde en motocicletas más de seis asaltantes se parquearon sobre la calle 144 con carrera séptima abarcaban a sus víctimas y ejercían el hurto.

De igual manera, ejercen el hurto en los semáforos, donde los delincuentes, aprovechan el semáforo para aparcar a los vehículos con armas de fuego y los obligan a entregar sus pertenencias, aprovechando los amplios trancones que se generan en sentido norte-sur donde en motocicletas o a pie abordan y ejercen los atracos.

Este tipo de hurtos se registran semana tras semana en este concurrido sector de Bogotá, donde ni la amplia red de vigilancia que permanece en la residencia del presidente, ni las decenas de cámaras de vigilancia instaladas en el sector, han servido para disminuir o prevenir la gran ola de delincuencia en la localidad de Usaquén, que hace parte de las zonas más peligrosas de la ciudad.

Igualmente, las cifras que se han revelado por parte de la Policía Local, el Observatorio de Seguridad y la Cámara de Comercio de Bogotá, revelan que los asesinatos en esta zona han aumentado con respecto al año 2019 en el periodo de enero a octubre en un 61% con un total de 42 homicidios.

Jorge Beltrán – Humana Noticias | FotoPortada: Colprensa

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.